miércoles, 18 de mayo de 2011

Fallecimiento del antiguo Ecónomo General

17/05/2011 Provincia Centro Europea

El 13 de mayo de 2011, el anterior Ecónomo General, P. Alfons KEUTER, marchó a su eterno descanso en Hünfeld, Alemania, a la edad de 72 años. Fue oblato profeso durante 52 años.
Había sido nombrado Ecónomo General en 1988 por parte del Superior General de entonces, P. Marcello ZAGO, y su Consejo. Sirvió en ese puesto a la Congregación hasta 2001.
La habilidad del P. Keuter como contable iba más allá de la administración ordinaria de las finanzas de la Congregación: por ejemplo, realizó actividades como organizar sesiones de formación de los Ecónomos Provinciales y creó proyectos como F.I.O. y el Fondo de Compartir de Capital. Éste último ha llevado a la Congregación a un gran compartir y ha ayudado a las unidades locales oblatas a gestionar mejor sus recursos económicos. Viajó a todos los rincones de la Congregación para ayudar de distintas maneras a los diferentes ecónomos, especialmente con nuevas formas de presentar informes que permitieran un informe económico consolidado de toda la Congregación. En la Casa General, logró hacer un proyecto de renovación de cinco años de duración incluyendo la sustitución de los sistemas eléctrico e hidráulico, la creación de nuevos espacios para las oficinas, baños privados y repintar todo el interior.
Tras su mandato como Ecónomo General, regresó a Alemania. En la Provincia Centroeuropea sirvió como Director del Centro de Retiros de Hünfeld. También allí logro hacer un enorme proyecto para la renovación de la casa. Al mismo tiempo, fue el primer director nacional de los Asociados OMI. En 2010, se trasladó a la casa oblata de Aachen. Desde allí predicó numerosos retiros a las hermanas religiosas. Desde su regreso a Alemania, la Administración General le pidió en numerosas ocasiones que fuera a diversas Unidades oblatas para proporcionar asesoría económica. Su último viaje fue al Congo en enero de 2011.
En sus últimos tres meses, Alfons sufrió de una enfermedad “desconocida”, una infección tropical de unas bacterias que podría haber contraído incluso unos 15 años atrás. Le afectó el cerebro y le originó una apoplejía y epilepsia. Estuvo hospitalizado los últimos tres meses. Tras la Pascua, cayó en coma. Pasó la última semana de su vida en la enfermería de la casa oblata de Hünfeld.

No hay comentarios:

Publicar un comentario