miércoles, 27 de abril de 2016

Visitando un antiguo colegio oblato en Córdoba



Hacer comunidad, tal y como lo pide el Fundador, San Eugenio de Mazenod, requiere encontrar un equilibrio no fácil de conseguir. Equilibrio entre misión y vida de comunidad, entre apostolado y vida interior, entre la actividad más intensa y el descanso necesario para sostenerla.



El pasado miércoles, la comunidad oblata de Málaga (los padres Alberto, Jean Marie, Fortunato y Camilo), intentaron equilibrar la balanza de su intensa actividad y labor en Mangas Verdes y las Flores, con una salida comunitaria a Córdoba. Los acompañaba un cordobés de Montilla, Paco Cabello, responsable de la Familia Oblata de Málaga.

Aquí nos deja Paco un resumen de lo vivido:


Día de excursión de la comunidad oblata de Málaga y el responsable de laicos. Después de la Eucaristía marchamos a Córdoba. Después de visitar la Catedral-Mezquita y comer en un típico patio cordobés nos pasamos por Aguilar de la Frontera para ver la fachada del que fue nuestro colegio y para sorpresa vimos que seguía siendo colegio y el director actual que estudio con los Oblatos nos lo enseñó con gran contento de todos pero especialmente de Fortunato que recordaba cada rincón. Con el pensamiento en tantos Oblatos como pasaron por allí y en especial recordando a los padres Pacho y Fontecha concluimos una bonita jornada .

Patio y capilla del antiguo colegio omi en Aguilar de la Frontera

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada