viernes, 26 de octubre de 2018

Ecos en el Año Vocacional: Rumanía

Durante el Año de las Vocaciones Oblatas se están llevando a cabo numerosas y variadas iniciativas en todo el mundo oblato. El objetivo es siempre doble: profundizar en el don de la vocación oblata y pedir a Dios vocaciones al carisma de San Eugenio de Mazenod.


Ha llegado a la redacción de Nosotros OMI el eco de una de esas experiencias. Jorge García, de los Jóvenes Oblatos de Pozuelo, participó el pasado verano (del 31 julio al 6 agosto) en un encuentro europeo de jóvenes sobre la vocación oblata en Rumanía.

Jorge resume así esos días de experiencia vocacional:


Fue una experiencia realmente increíble, una semana que podría durar una eternidad, una semana donde el espíritu acompañaba a cada uno, sobre todo para poder entendernos en las distintas lenguas, aunque el inglés se te diera mal. Una semana donde el Señor estaba en medio de nosotros, en cada misa diaria, en cada oración conjunta y personal, en cada momento de compartir con los demás, en cada momento en los que te veías enamorado del carisma oblato.


Todos los que estuvimos allí, todos acabamos con el mismo sentimiento y lo cual me parece muy importante de compartir, ojalá se repita esta experiencia todos los años, para todos los jóvenes que quieran conocer el carisma o amarlo con todas sus fuerzas, o simplemente tener un encuentro enorme con Jesús a través de los oblatos y demás personas que viven día a día el carisma oblato. Pido desde aquí oraciones por cada uno de los que tuvimos la enorme suerte de vivir esta experiencia y especialmente para que ellos y todos los que estén en discernimiento vocacional, encuentren verdaderamente qué es lo que el Señor quiere para sus vidas y la vocación que les tiene preparada, damos gracias por cada segundo de esta experiencia.

Muchas gracias a todos los que lo habéis hecho posible.

Para leer todo el testimonio de esta experiencia: Testimonio completo.


1 comentario:

  1. Muchas gracias por tu testimonio.Unidos en oraciones por la Familia Oblata toda.Un saludo.

    ResponderEliminar