lunes, 19 de enero de 2015

Familia Oblata en Mallorca

El p. Ismael García omi, Vicario Provincial, comparte esta crónica de su viaje a Mallorca donde se encontró con parte de la Famlia Oblata.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Esta mañana, con profunda alegría y nostalgia, hemos regresado a Madrid, el hermano Ernesto Magán, el p. Pacho y servidor, después de unos días inolvidables en Mallorca.

La Familia Oblata también en Mallorca

Allí aterrizamos el pasado viernes 16 para celebrar una Eucaristía Funeral por nuestro hermano Juan Ramón, recientemente fallecido, y cuya foto, tomada el año pasado por estas fechas, os muestro. Fue un acto de fe, pero sobre todo, fue un encuentro de familia oblata en familia.

El hermano Juan Ramón omi

Además del p. Pedro Rotger, omi y su sobrina Bárbara, que nos acogieron en su casa y se volcaron con nosotros desde que pusimos pie en aquellas tierras, participaron de la celebración, el sobrino de Juan Ramón, (Pepe), la hermana y cuñado de Francisco Bosh (Pilar) y la sobrina, con sus hijos, de Carlitos de Anta (Ana Belén), entre otros. También en esos días recibimos diversas llamadas y mensajes uniéndose a nuestra oración por el hermano. La hermosa foto que adjuntamos da fe de tan entrañable encuentro, del que destaco sobre todo las emotivas palabras del hermano Ernesto Magán. Comenzó diciendo: “El hermano Juan Ramón ha sido para mí un hermano y un amigo”.

Barbara, el hermano Magán, el p. Pedro Rotger y el p. Pacho

Después tuvimos la ocasión de visitar su casa en Alcudia y la tumba donde descansan sus restos.

Espero podamos continuar visitando a nuestra familia oblata presente en Mallorca, que vive y se siente como tal. Oremos por nuestro hermano, el P. Pedro Rotger, omi, que el próximo jueves será sometido a una nueva intervención para ponerle un marcapasos.

Doy gracias al Señor por haber podido compartir este encuentro con mis hermanos Pacho y Magán, que nos ha hecho vivir unos días de entrañable fraternidad.

Que la marcha de un hermano sea siempre un estímulo para atraer nuevos hermanos a nuestra familia religiosa.

1 comentario:

  1. Saludos Ismael. Una prueba más de que también las desgracias nos unen como hermanos. Adelante. María de Govea Familia Oblata Machiques Venezuela.

    ResponderEliminar